Volvo Trucks y la conducción automática

Joan Garriga


1 votos

Mediante un sistema electrónico los automóviles pueden seguir automáticamente a un camión elegido como guía en largos trayectos.
Un tren de carretera compuesto por tres vehículos Volvo circulando en modo automático detrás de un vehículo guía, ha conseguido rodar sin incidencias por una carretera pública abierta a otros usuarios. 

Ha sido la primera vez que se realiza una prueba similar lejos de circuitos cerrados, por eso mismo se considera todo un éxito. La prueba se ha realizado en España, en concreto por las inmediaciones de Barcelona. "Recorrimos 200 kilómetros en un día y la prueba resultó muy bien. Estamos encantados", asegura Linda Wahlström, responsable del proyecto SARTRE en Volvo Car Corporation. Y matiza que el verdadero éxito es “haber circulado entre otros usuarios de la carretera”. 

El tren de carretera 

El tren de carretera lo formaban un Volvo XC60, un Volvo V60 y un Volvo S60 que circulaban en caravana detrás de un camión guía, que en esta prueba era un Volvo FH de 26 toneladas de MMA de Volvo Trucks. El hecho de que fueran vehículos Volvo obedece a que la marca sueca es parte activa de este proyecto, denominado SARTRE.

El automovilista puede relajarse y despreocuparse de la conducción durante largos desplazamientos.

El tren de carretera funciona basándose en los sistemas de seguridad de Volvo Car Corporation y Volvo Technology, donde se incluyen elementos como cámaras, radar o sensores láser para que los coches que siguen al vehículo guía puedan  controlar sus movimientos y también los de los demás vehículos que circulan en las inmediaciones. 

Por tanto, la comunicación entre ellos se produce de forma inalámbrica, y el resultado es que los vehículos de la caravana imitan los movimientos del vehículo guía, utilizando el control autónomo de la empresa Ricardo que les permite acelerar, frenar y girar exactamente igual que lo hace el vehículo guía.

Los vehículos circulaban a solo seis metros detrás del siguiente y a una velocidad de 85 km/h, dependiendo totalmente de la tecnología desarrollada y no de otros elementos añadidos, tal y como apunta Linda Wahlström: "Nos hemos centrado en utilizar los sistemas existentes con muy pocos cambios. Todo debe funcionar sin modificaciones en la infraestructura de las carreteras ni costosos componentes adicionales en los vehículos. Aparte del software desarrollado como parte del proyecto, la única diferencia que hay entre estos vehículos y los que pueden verse en cualquier concesionario es la red inalámbrica que tienen instalada entre ellos".

Se trata de aportar mayor seguridad y menor impacto ambiental al tráfico

Tras el éxito de esta prueba por las carreteras españolas, el proyecto entra ahora en una nueva fase donde se analizará el consumo de combustible.

El proyecto SARTRE 

Este proyecto, denominado SARTRE por las siglas de Safe Road Trains for the Environment (trenes de carretera seguros para el medio ambiente), es una iniciativa nacida en 2009 como parte del compromiso entre varias empresas con el objetivo de ofrecer una mayor comodidad a los conductores (que pueden dedicarse a otros menesteres mientras viajan), mejorar la seguridad del tráfico, reducir el impacto ambiental y, gracias a un control de velocidad uniforme, reducir el riesgo de atascos de tráfico. 

Los objetivos de SARTRE se pueden resumir en los siguientes puntos:

1. Definir una serie de estrategias aceptables de circulación en caravana que permitan circular a los trenes de carretera por autopistas públicas sin necesidad de modificar la infraestructura vial.

2. Mejorar, desarrollar e integrar tecnologías para un sistema de trenes de carretera prototipo en el que las estrategias definidas puedan evaluarse en escenarios reales.

3. Demostrar que el uso de trenes de carreteras puede aportar mejoras al medio ambiente, la seguridad y la congestión del tráfico.

4. Ilustrar cómo puede utilizarse un nuevo modelo empresarial que fomente el uso de trenes de carreteras, con beneficios tanto para los operadores de vehículos guía como para los suscriptores al sistema de caravanas.

Unas empresas muy comprometidas

La primera prueba en tráfico abierto de la conducción automática tenía lugar en carreteras españolas.

Financiado en parte por el VII Programa Marco de la Comisión Europea, el proyecto SARTRE está dirigido por Ricardo UK Ltd en colaboración con las empresas  Idiada y Tecnalia Research & Innovation de España, Institut für Kraftfahrzeuge Aachen (IKA) de Alemania, y SP Technical Research Institute of Sweden, Volvo Car Corporation y Volvo Technology de Suecia. Cada una aporta su conocimiento, experiencia y tecnología para el éxito de la misión.

-SP Technical Research Institute of Sweden: Es un importante grupo de institutos de investigación, innovación y desarrollo sostenible. Abarca un amplio espectro técnico, con recursos de laboratorio que cumplen las normas nacionales e internacionales.

-Ricardo UK Ltd: Se trata de un importante proveedor de tecnología independiente y un asesor estratégico del sector del transporte y energías limpias del mundo.

-Tecnalia Research & Innovation: Es un proveedor general de I+D+I, con una completa gama de servicios y productos que varían desde la previsión y vigilancia de tecnologías hasta el lanzamiento de empresas de nueva tecnología. 

-Volvo Technology Corporation: Es una unidad de negocio del Grupo Volvo sobre soluciones para el transporte comercial, con productos tales como camiones, autobuses, equipos de construcción, sistemas de conducción para aplicaciones marinas e industriales y componentes para motores aeronáuticos. 

-Applus+ IDIADA: Empresa que ofrece soluciones completas para proyectos de desarrollo del sector de la automoción a nivel internacional. 

-Institut für Kraftfahrzeuge de la RWTH Aachen University (IKA): Participa en la enseñanza y en la investigación industrial sobre vehículos así como en cuestiones relacionadas tales como el tráfico y problemas ambientales (ruido, gases de escape, etc.). 

-Volvo Car Corporation: Una de las marcas más importantes de la industria del automóvil, con unas ventas de alrededor de 450.000 automóviles al año en unos 120 países.

1 votos

Los que han leído esta noticia, también han leído...

publicidad

Suscribirse al Boletín de noticias
Email:

Acepto las condiciones de uso y política de privacidad