Test resistencia Ford Transit

Eugeni Gallego


2 votos

Trabajo de fatiga
Todos los comerciales de Ford se someten a exigentes pruebas de resistencia antes de ser lanzados al mercado

La nueva Transit ha sido sometida a diferentes tests durante seis meses antes de salir a la venta. La intención de Ford con estas pruebas es que el vehículo pueda estar diez años seguidos trabajando sin perder un ápice de sus prestaciones, y eso solo se consigue haciendo simulacros reales en condiciones extremas. Es decir, se concentra en seis meses todo lo que el vehículo deberá soportar en diez años, con duras pruebas que provocan un envejecimiento acelerado del modelo. Una vez realizadas estas pruebas, se ve donde hay que mejorar para que durante diez años el vehículo siga siendo eficiente como el primer día.

Los responsables de Ford han dado a conocer estos datos porque creen que es muy importante para los clientes saber que el vehículo con el cual trabajan no les defraudará durante un largo período de tiempo. Es algo así como el típico eslogan publicitario de “clínicamente probado”. Pues es cierto, ya que las pruebas a la que son sometidos los prototipos no dejan de ser un proceso indagatorio orientado al diagnóstico de una situación, si bien no patológica, si de desgaste. Estos tests, que no dejan de ser una exploración del vehículo frente a condiciones reales de desgaste, dan una información precisa a los ingenieros de como realizar un tratamiento para retrasar este envejecimiento.

En el centro de pruebas de Lommël los ingenieros de Ford simulan 10 años de vida de sus furgonetas en tan sólo 6 meses

Pruebas en cuatro continentes

Para garantizar sus prestaciones a nivel mundial, los tests se realizan en los cuatro continentes, con pruebas que equivalen a once millones de kilómetros, o lo que es lo mismo, Phileas Fogg podría hacer 275 vueltas al mundo en uno de estos prototipos.

La nueva Transit, como será puesta a la venta en Europa y Norteamérica, ha sido sometida a dichas pruebas en las instalaciones de Ford en Lommel (Bélgica) y Romeo (Michigan, Estados Unidos). En el circuito europeo de Lommel, la nueva Transit fue sometida a más de 30 pruebas, entre las que destacan la prueba general de remolque, conducida a peso máximo con un tráiler a plena carga.

Tests de temperaturas

Para las pruebas de temperatura extrema, no solo se realizaron en Europa y Norteamérica, sino que desplazaron a los vehículos a diferentes puntos del planeta para testarlos. Así, para comprobar su resistencia a las altas temperaturas de hasta 40 grados centígrados, se testaron los vehículos en el desierto de Arizona, Dubai y Sudáfrica. Para los tests bajo condiciones de frío extremo, de hasta -40ºC, los vehículos fueron llevados a Finlandia y Canadá.

Las furgonetas recorren los cuatro continentes para comprobar su durabilidad en condiciones extremas

Pruebas de resistencia extrema

Además de Test de temperatura extrema, se realizaron pruebas de resistencia extrema a nivel planetario conduciendo los prototipos por rutas extremas de todo el mundo, como pueden ser rutas alpinas, el Valle de la Muerte de California, y otras rutas de Europa, Oriente Medio, Rusia, Turquía y EE.UU. La particularidad de estas rutas es que todas son exigentes trayectos que se realizan en un entorno real de trabajo, ya que son transitadas anualmente por profesionales del transporte. En total, se realizaron más de 500.000 kilómetros en estos entornos extremos de trabajo real.

Baños en sales corrosivas

También se le realizaron pruebas donde el vehículo fue sometido a baños en sales corrosivas y barro, conducción ininterrumpida durante dos meses a máxima velocidad y conducción en figuras en ocho continuas durante un mes.

Circuito extremo de baches

Otra prueba consistió en conducir la nueva Transit en un circuito extremo de baches y badenes, pero no un par de vueltas de esas que estamos acostumbrados en circuitos 4x4, sino más de 5.000 veces.

La nueva Ford Transit también se somete a duras pruebas en pistas de baches y badenes.

Pruebas de potencia

También se le sometió a pruebas de potencia, como por ejemplo, una que trata de superar a 60 kilómetros por hora un bordillo de 140 milímetros de altura.

Pruebas de motor

Otra prueba, esta vez en laboratorio, fueron las pruebas de motor. Por ejemplo, la nueva Transit con motor Duratorq diésel 2.2 litros fue sometida a conducción con carga completa durante 46 días seguidos. Esta prueba se realiza sobre plataformas especializadas que simulan condiciones reales extremas, y recrea un ciclo de uso de diez años en tan solo 30 días.

Mejoras tras los tests

Tras las exhaustivas pruebas, los ingenieros de Ford han realizado más de 100 mejoras en la nueva Ford Transit, como han sido el rediseño de la barra lateral en los modelos jumbo van y el refuerzo del soporte de transmisión en chasis tipo cabina.

Las nuevas Transit recorren más de 5.000 veces las pistas de baches, badenes y firmes en malas condiciones para comprobar su robustez

El Campo de Pruebas de Lommel

El Campo de Pruebas de Lommel es un centro de pruebas con una superficie de 322 hectáreas. Es uno de los mejores campos de prueba del mundo. Se construyó en 1965, e inicialmente solo contaba con 25 km de carreteras de prueba. A lo largo de los años se han ido incrementándose los kilómetros hasta alcanzar los ochenta actuales, donde destacan las siguientes pistas:

Pista de alta velocidad, pistas de durabilidad y pendientes, pista de gravilla, pista de tierra, pistas cómodas, carretera de piedras sueltas, áreas off-road, pistas de conducción, carreteras de ruido de neumáticos, área de dinámica de vehículo, carretera de conducción rápida, instalaciones de baños y agua salada.

El Campo de Pruebas de Lommel cuenta con una superficie de 332ha y 80 km de pistas

Pero no solo cuenta con carreteras, sino que también dispone de otras instalaciones como cámaras climáticas y plataformas de medición, oficinas, talleres, una gasolinera, unas instalaciones de carga y un lavadero de coches. Estas instalaciones emplea a 70 ingenieros y 300 personas de apoyo entre mecánicos, conductores, etc.

Circular durante dos meses de manera ininterrumpida por pistas de barro es otra de las pruebas a las que se ha sometido la Transit

En este campo se desarrollan diferentes pruebas a las que son sometidos los prototipos de Ford antes de ser comercializados. Entre otras, destacan las siguientes:

Prueba de rendimiento: Frenado, aceleración, consumo de combustible, velocidad punta, etc.

Pruebas especiales: Sensibilidad a vientos laterales, sistemas de refrigeración, impermeabilidad, etc.

Desarrollo de la conducción: Investigación y desarrollo de la comodidad de conducción y el comportamiento al volante.

Pruebas de durabilidad: Pruebas bajo condiciones extremas: baches profundos, pendientes pronunciadas, gravilla y arena, altas velocidades, conducción con remolque, etc.

Pruebas de corrosión: Cámaras climáticas, baños de sal y carreteras para simular las peores condiciones del mercado.

Pruebas NVH de evaluación de ruidos, vibraciones y estridencias, incluyendo neumáticos y ruido del viento.

Pruebas de elementos de entretenimiento: Radio y la radio digital, sistemas de navegación, funcionalidades de bluetooth e Internet, conectividad de móviles y MP3, streaming musical, etc.

Baños de sal para comprobar como afecta la corrosión en sus componentes

Pruebas de sistemas de seguridad activos: Evaluación y ajuste del Sistema de Aviso de Ángulo Muerto (BLIS), Control Adaptativo de Crucero (ACC), Limitador de Velocidad, Aviso de Cambio de Carril (LDW), Ayuda de Mantenimiento de Carril (LKA), Control Automático de Luces Largas (AHBC), Active Park Assist (APA), Active City Stop (ACS), Reconocimiento de Señales de Tráfico (TSR), etc. 

2 votos

Los que han leído esta noticia, también han leído...

publicidad

Suscribirse al Boletín de noticias
Email:

Acepto las condiciones de uso y política de privacidad